Trump podría suprimir el derecho a la ciudadanía para nacidos en EEUU

Donald Trump hizo una advertencia. El presidente de Estados Unidos dijo que podría suprimir el derecho a la ciudadanía de los hijos de inmigrantes. Aquel que se obtiene de forma inmediata cuando una embarazada tiene a su bebé en ese país.

Trump lanzó su amenaza el 30 de octubre. Calificó de ridícula a la ley que otorga ese beneficio a los recién nacidos en territorio estadounidense. “Somos el único país en el mundo donde una persona viene y tiene un bebé, y el bebé es esencialmente un ciudadano de Estados Unidos por 85 años, con todos los beneficios”, declaró.

Lee también: Mexicanos rechazaron continuar obras de nuevo aeropuerto

Sin embargo, el presidente estadounidense se equivoca. Canadá es otro país que tiene una medida similar, que ampara a los hijos de los inmigrantes que escogieron ese país para que nazcan. “Es ridículo. Ridículo. Y tiene que acabar”, insiste.

Una promesa de Trump

No se trata de algo nuevo. Donald Trump ya había hablado sobre esto durante la campaña electoral de 2016. Para ese entonces, asomó la posibilidad de eliminar esta ley con tan solo un decreto presidencial. Pero, esto es algo que en la práctica no le resultará tan sencillo porque igual debe pasar por los obstáculos legales que se le avecinan.

Resulta, que el derecho a la ciudadanía al nacer está explícito en a Constitución de Estados Unidos. Expertos en la materia aseguran que la decisión de Trump podría demorar y quizá no tenga los resultados que él desea.

La decimocuarta enmienda de la Constitución de EEUU está explícito ese derecho. Todas las personas nacidas o naturalizadas en EEUU, y sujetos por tanto a su jurisdicción, son ciudadanos de EEUU y del estado en el que residen”, refiere el texto constitucional.

El mandatario asegura que su propuesta ha sido discutida. Lo ha conversado con sus asesores de la Casa Blanca. “Puedo hacerlo con una orden ejecutiva”, sostuvo el presidente sin ofrecer mayores detalles al respecto.

¿A quién va dirigido?

El objetivo de Trump ha sido claro desde que llegó a la Casa Blanca. Se propuso tener mano dura contra la migración. De hecho, una de sus primeras decisiones fue prohibir el ingreso de ciudadanos musulmanes a Estados Unidos.

La nueva posible medida presidencial tiene un blanco fijo. Se trata de los hijos de aquellos inmigrantes en situación irregular. No sería aplicable a aquellos que tienen un buen estatus dentro del país, como aquellos que tienen un estatus de residencia.

Medios internacionales han reseñado que la posición de Trump coincide con la de los legisladores republicanos. El próximo 6 de noviembre habrá elecciones en Estados Unidos y los republicanos quieren ser mayoría en el Congreso.

Te puede interesar:

5.200 soldados de EE.UU. serán desplegados en la frontera para impedir paso de migrantes

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.