Caso Carrasco pasó a manos del juzgado de Violencia sobre la Mujer

caso Carrasco
caso Carrasco

Aún faltan pruebas dentro del caso Carrasco para concluir que no sea un caso de violencia machista.

La Audiencia Provincial de Madrid ha acordado que la instrucción del caso del suicidio asistido de María José Carrasco, la enferma terminal de esclerosis múltiple que se quitó la vida con la ayuda de su marido, continúe en el Juzgado de Violencia Sobre la Mujer que ya lo investigaba.

La defensa de su marido, Ángel Hernández, interpondrá un recurso de casación extraordinario contra esta decisión ante el Tribunal Supremo.

Su letrada, Olatz Alberdi, se ha mostrado «sorprendida» porque los magistrados reconozcan que no han tenido acceso a ciertas pruebas. Como lápiz de memoria con las imágenes en las que Carrasco manifiesta su deseo de morir y el consentimiento expreso a ingerir una sustancia.

«En esta fase procesal no se dan las circunstancias para determinar fehacientemente si se trata de un acto de violencia contra una mujer en el ámbito de la pareja.» Ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Madrid.

caso Carrasco
caso Carrasco

Aún faltan elementos probatorios pendientes no permiten afirmar que deba excluirse la competencia del juzgado de Violencia Sobre la Mujer. Argumentan
los magistrados.

Sin embargo, el Gobierno ya ha anunciado que no incluirá este caso en las estadísticas oficiales sobre violencia de género.

La Audiencia dicta que no queda acreditada la existencia de «una petición expresa, cierta e inequívoca» de María José Carrasco para morir porque no se ha remitido el pen drive con el vídeo de lo sucedido.

Por eso, concluyen que sin esa documentación no se puede afirmarse «con rotundidad» que no se trate de un caso de violencia machista.


Puedes leer:

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.